Monda – Nuestro pueblo

La villa de Monda

Este bello pueblo se encuentra en las faldas de un pequeño promontorio (337 msnm), donde se ubica un antiguo castillo de la época musulmana, hoy convertido en hotel. Su término municipal abarca unos 58,11 kilómetros cuadrados, formando parte, junto con otros ocho municipios, de la Comarca de la Sierra de las Nieves, dentro del Parque Natural con el mismo nombre, declarado Reserva de la Biosfera por la UNESCO.

Monda desde Cantosales
Su posición estratégica en el centro de tres importantes áreas como son el Valle del Guadalhorce, la Costa del Sol y la misma zona de la Sierra de las Nieves, le confiere su importancia como encrucijada de rutas.
En este rico entorno, se encuentra el término municipal de Monda que limita con los municipios de Ojén al sur, Istán al oeste, Tolox y Guaro al norte y Coín al este. Dispone de un relieve muy variado, teniendo las mayores alturas hacia el oeste y hacia el sur. En la zona oriental destaca la Sierra Blanca, más conocida por Canucha, compartida con Ojén e Istán.
Sobre los campos circundantes del municipio, cubiertos de olivos, almendros, huertos y tierras de labor, se eleva el majestuoso pueblo de Monda.

Historia:

“Son muchos los historiadores que sitúan la mítica batalla de Munda entre Julio César y Pompeyo (año 45 a. de C.) y en la que venció el primero en las cercanías de Monda, justificando así el origen romano del pueblo. Otros, sin embargo, se inclinan por creer que el núcleo nace al calor de la fortaleza que mandó construir Omar ben Hafsún, el castillo de El Mundat, como parte de la red defensiva del territorio de Málaga contra el poder cordobés en el siglo IX. Las crónicas relatan que el castillo fue arrasado por Al Mundir y reconstruido en el siglo XI por lo hammudíes.
Monda se entregó en 1445 al capitán Hurtado de Luna, que la recibió en nombre de los Reyes Católicos y fue su primer alcaide cristiano. Más tarde, en 1508 los monarcas castellanos otorgan al marqués de Villena y duque de Escalona el señorío de las villas de Tolox y Monda. Tras la expulsión de los moriscos en 1570, las tierras fueron repobladas con 80 cristianos viejos”.